Cuándo usar llantas con pernos

Si vives en una zona en la que te ves frecuentemente obligado a conducir en condiciones invernales y de carretera extremas, las llantas con pernos pueden ser la solución. Los pernos de metal o de plástico ayudan a los conductores a maniobrar en condiciones de manejo difíciles debido al invierno, en zonas o carreteras montañosas o en carreteras con curvas cerradas con una tracción mejorada. Estas llantas tienen pernos incorporados en la banda de rodamiento o instalados por el distribuidor. Ten en cuenta que estos pernos son excelentes para la tracción en hielo pero no son aptos para carreteras que no estén cubiertas de nieve o de hielo. Antes de instalar llantas con pernos, revisa las regulaciones estatales del lugar en el que vas a conducir ya que algunos estados especifican las fechas en las que se pueden usar o están prohibidos.

Comprender e instalar las cadenas para las llantas

Si vives en un lugar en el que tienes que conducir habitualmente en condiciones invernales severas, puedes considerar la posibilidad de usar cadenas para las llantas (también conocidas como cables para llantas). En algunas carreteras montañosas en el occidente de EE. UU. los conductores deben usar cadenas para manejar. Las cadenas para las llantas mejoran la tracción en carreteras nevadas y cubiertas de hielo. Para instalar de forma apropiada las cadenas para las llantas, sigue las instrucciones del fabricante. Entre los pasos generales para la instalación se incluyen los siguientes:

 

  • En primer lugar, revisa que las cadenas no estén rotas. Desenrolla y extiende las cadenas en una superficie plana con el fin de revisarlas y determinar que no estén dañadas.
  • Si no encuentras daños o roturas, prosigue y coloca las cadenas en una superficie plana cerca de la llanta en la que las vas a instalar.
  • Coloca las cadenas en la parte superior de la llanta. El lado que tiene el dispositivo con el pasador debe estar en la parte exterior de la llanta (frente a ti).
  • Ahora asegúrate de que las cadenas estén alineadas directamente con la banda de rodamiento de la llanta.
  • Deberás llevar el pasador y el cierre de palanca a una altura cómoda para trabajar y, para ello, deberás mover lentamente el vehículo hacia adelante más o menos un pie.
  • Cuando lo hayas hecho, las cadenas se saldrán de su lugar. Es normal. Puedes volver a acomodar las cadenas sobre la llanta después de que hayas movido el vehículo hacia adelante.
  • El cierre de palanca estará ahora en un lugar en el que será más fácil sujetarlo.
  • Las cadenas deben asegurarse en la parte interior de la llanta antes de que puedas continuar. Para hacerlo, hala el extremo de las cadenas para unirlas con el pasador y asegura las cadenas en la parte trasera de la llanta.
  • Ahora puedes comenzar a sujetar el cierre de palanca en el costado exterior. Hala las cadenas para que el cierre de palanca se una con los tiradores.
  • Recuerda asegurarte siempre de que las cadenas estén centradas sobre la banda de rodamiento de la llanta.
  • Prosigue y sujeta el cierre de palanca con el tercer tirador para asegurarte de que las cadenas estén ajustadas y seguras en la llanta.
  • Para bloquear el cierre de palanca puedes tirar de la palanca hacia la parte superior de la llanta en un ángulo de 180 grados.
  • Repite este proceso en todas las llantas y maneja con precaución aproximadamente media milla para asegurarte de que hayas instalado las cadenas para las llantas correctamente.

Ten en cuenta que no debes usar cadenas para llantas en llantas para la nieve ni sobrepasar las 30 mph mientras estén instaladas las cadenas.

Buscar llantas para invierno